¿Quieres casarte para ser feliz o para multiplicar tu felicidad?

¿Quieres casarte para ser feliz o para multiplicar tu felicidad?

Por Departamento Web

Si piensas que el matrimonio está hecho para que tu cónyuge te haga feliz, ¡error! Vivir con ese entendido es suponer que necesitas alguien a tu lado para reconocer tu valor como persona. Para casarte, incluso hasta para tener un noviazgo, es primordial quererte a ti mismo/a y tener la seguridad de que puedes ser feliz sin la necesidad de una pareja.

Andrew Matthews, escritor británico de diversos temas de psicología, refiere: «Las personas que disfrutan relaciones satisfactorias y estables, son equilibradas. No andan en busca de alguien que “llene un vacío interno”. Reconocen su propio valor y por eso saben elegir a sus parejas».

De acuerdo con Matthews, una relación sana supone aceptación para compartir lo que somos con la otra persona en un espacio común, de tal manera que también nos permita el derecho de disfrutar de un espacio propio.

La cuestión más importante es saber que el hecho de tener una pareja o casarte debe ser impulsado por una elección, no por una necesidad. Porque cuando logras estar en completa armonía con quién eres, estarás en la disposición de seguir multiplicando tu felicidad con quien compartirás una vida en pareja, ya que sería muy injusto responsabilizar al otro por tu felicidad.

«Aprendimos a ser felices individualmente y después como pareja»

«Llevar una relación sana para nosotros era difícil, sobre todo porque no nos llevábamos bien, aunque ya vivíamos juntos. Generalmente, había una lucha de poder, nuestro carácter chocaba mucho y pasábamos días sin hablarnos, incluso semanas.

Además, nos insultábamos, las faltas de respeto eran una constante, nos heríamos mutuamente: uno quería ejercer poder sobre el otro. Era muy complicado estar en casa y querer formar un hogar bajo estas condiciones.

Sin embargo, estos problemas tuvieron solución cuando decidimos participar en las reuniones de la Terapia de la Familia. En cada prédica nos llevábamos algo que nos ayudaba a reflexionar sobre nuestra actitud, después recibíamos una orientación para cambiarlo.

Siempre contamos con el apoyo de las personas que nos atendieron, de forma gratuita, para trabajar en eso que nos impedía ser felices a nivel individual y como pareja.

Actualmente, gozamos de una relación armoniosa, donde el amor, el respeto y el apoyo son mutuos. Ahora sí podemos decir que tenemos un verdadero hogar, porque ya no hay peleas ni falta de comunicación.

Aprendimos que no es dejándonos de hablar como se resuelven los problemas, platicando las cosas se pueden llegar a acuerdos que nos beneficien a ambos.» -Alejandro Sánchez

comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/2019/11/06/quieres-casarte-para-ser-feliz-o-para-multiplicar-tu-felicidad/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games