No le temas al fracaso

No le temas al fracaso

Por Redacción Periódico

Algunas personas están tan acostumbradas a una vida limitada que les cuesta trabajo creer que pueden cambiar y ni siquiera lo intentan. A diferencia de las personas exitosas que están conscientes de que no lo saben todo, admiten que pueden estar equivocadas, pero creen que vale la pena correr el riesgo de acertar.

“Quien es exitoso no se conforma con la mediocridad. Busca la excelencia en todo lo que hace”, comenta J. Edington, autor del libro 50 secretos para el éxito. Asimismo, la Biblia, que es la Palabra de Dios, enseña: “¿Has visto hombre solícito en su trabajo? Delante de los reyes estará; no estará delante de los de baja condición” (Proverbios 22:29).

Cabe mencionar que una persona solícita es aquella que siempre busca perfeccionarse, es dedicada y aprende de sus errores o, mejor aún, de los demás.

Edington añade que la razón que lleva a muchos a no arriesgarse es el miedo a fracasar: “La gente evita lo que teme. Entonces, si le temen al fracaso, lo más lógico sería evitarlo trabajando con toda la fuerza para alcanzar el éxito. Sin embargo, lo que hacen es esconderse y, por consiguiente, fracasan”.

Quizá, te surge la inquietud de saber cómo vencer el miedo al fracaso. Pues bien, existe una herramienta que todo ser humano posee y que, al ser usada, provoca cambios extraordinarios: la fe.

“Si deseas convertirte en un historia de superación que inspire a otros, necesitas dejar de ver cualquier error como fracaso. Al contrario, si has fracasado, eso dice mucho de ti: como que eres una persona que lucha por lo que quiere y no desiste”, finaliza J. Edington.

¡Es hora de luchar en contra del saboteador que hay adentro de ti! En el Congreso para el Éxito, te enseñaremos cómo lograrlo. Acude los lunes en cualquiera de los cuatro horarios, en nuestra sede de Tacubaya o en la Universal que te quede más cerca.

 

De un momento a otro, la vida de lujos se terminó

 

“Soy Contado Público y hubo un tiempo en el que me fue muy bien económicamente, viajaba a donde quería, mis hijos iban a buenas escuelas, mi esposo tenía personal trabajando para él en un negocio propio… Pero, de un momento a otro, el dinero se nos fue como agua entre los dedos y esa vida de lujos se vino abajo al punto de no ter condiciones para alimentarnos. ¡Me sentía humillada!

Una noche, vi el programa de televisión de la Universal y me llamó la atención un testimonio que contaba cómo había logrado salir de una condición como la que yo estaba pasando en ese momento. Con 20 pesos en mi bolsillo para pagar los pasajes, así llegué al Congreso para el Éxito, una reunión que fue crucial para que pudiera salir de esa mala racha.

Actualmente, tras un proceso que requirió algunos meses de perseverancia en oración y propósitos de fe, mi situación financiera fue restaurada: recuperé clientes, tenemos autos que pusimos a trabajar, tenemos tres autos para uso personal. Además, ya no pasamos necesidades.

Lo más importante es que tenemos paz y a Dios de nuestro lado, esa nos incentiva a ir tras de más bendiciones”, Mónica Padrón.

 

Sigue leyendo: ¿Por qué usted debe tener un espíritu diferente?

 

   

comentarios

[fbcomments url="http://universal.org.mx/2018/12/03/no-le-temas-al-fracaso/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games