La Llave de la Victoria es exclusiva para los sedientos de conquista

La Llave de la Victoria es exclusiva para los sedientos de conquista

Por Carmen Uribe

En algunas partes del mundo, especialmente en Estados Unidos, hay un procedimiento que consiste en darles la llave de la ciudad a los ciudadanos de valor, aquellos que tuvieron un papel relevante en la construcción, proyección o desenvolvimiento de la misma.

Ahora bien, cuando se trata de la “Ciudad Divina”, ¿quién la recibe? Los que practican la Palabra de Dios, creen en Sus Promesas y obedecen Sus Mandamientos, pues Él conoce y sabe quién realmente eres en la iglesia, en casa, en el trabajo y en cualquier lugar… en cualquier circunstancia, sean positivas o negativas, así como también sabe si Lo has honrado o deshonrado en tus actitudes.

Así como David, nosotros siempre debemos enfrentar leones, osos, gigantes y ejércitos que vienen de todos lados… Querido lector, en este viaje de la vida, todos los días, enfrentarás guerras, pero, si te mantienes obediente y temeroso a Dios, el resultado será la victoria, a través de la Autoridad que hay en Su Nombre.

Recuerda dos cosas:

Cuando David vencía sus desafíos personales, problemas y guerras, atribuía todas las victorias a Dios. Y todas las derrotas, atribuía a sí mismo porque reconocía que en algo había fallado, pues Dios nunca lo había decepcionado…

Siempre que venzas, atribuye tus victorias a Dios y así te darás cuenta que estas serán más frecuentes.

“… porque el Señor vuestro Dios va con vosotros, para pelear por vosotros contra vuestros enemigos, para salvaros” (Deuteronomio 20:4).

Aprende más sobre temas financieros y cómo sacarle provecho a tu fe para lograr grandes conquistas de la mano de Dios participando en el Congreso para el Éxito, los lunes en cualquiera de los cuatro distintos horarios.

 

 

“De ser una empresaria destacada, acabé viviendo en una vecindad”

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Laura Herrera

Me destacaba como empresaria, pero mi buena racha se estancó. El dinero ya no me alcanzaba para nada. De hecho, mis hijos y yo tuvimos que irnos a vivir a una vecindad.

No soportaba la humillación de perder mi estatus. Tal fue mi desesperación que, en cierta ocasión, pisé el acelerador del automóvil con tal de matarme junto con mis hijos, sin embargo, algo me dijo que me estaba equivocando y me detuve.

Mi mamá estaba preocupada por mí y me habló de Dios, decía que Él podía ayudarme no sólo a recuperar mi posición sino a darme mucho más. Que con Dios tendría calma y podría solucionar mis problemas.

Decidí apostar por Dios. Asistiendo a la Universal, Él me quitó la desesperación, y mi fe y ánimo renacieron. De ese modo tuve las agallas de luchar por recuperarme.

Y así fue, rescaté mi empresa y obtuve mi casa propia. Ya no me agobio ante circunstancias difíciles, sé que Dios me cuida, me guía y a su lado estoy segura”.

 

 

Te puede interesar: Piensa y conquista en grande

 

   

comentarios

[fbcomments url="http://universal.org.mx/2018/04/08/la-llave-de-la-victoria-es-exclusiva-para-los-sedientos-de-conquista/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games