¿Qué falta para ser mejor?

¿Qué falta para ser mejor?

Por Departamento Web 2

Descubre qué hacer para cambiar tu vida

El tiempo pasa y las personas dicen la misma frase: «nada sale bien en mi vida, parece que solo estoy yendo hacia atrás mientras los demás están avanzando». Pero ese tipo de reclamos casi nunca vienen acompañados de una reflexión verdadera y profunda para llegar a los verdaderos motivos de una vida estancada.

De acuerdo con el escritor y conferencista Renato Cardoso, si nos detenemos a analizar el panorama general, los hombres se sienten olvidados por la sociedad y, cuando comparamos su trayectoria con el asenso de las mujeres en las últimas décadas, parece que ellos están totalmente detenidos. Sin embargo, observa bien, no hay nada de malo en que ellas avancen. En realidad, ellos pecan al estancarse, algo característico de los hombres de hoy en día, que no se actualizan ni buscan crecer.

Según Cardoso, «los hombres cometen suicidio cuatro veces más que las mujeres, los hombres tienen más problemas de salud que las mujeres porque se rehúsan a cuidarla e ir al médico y ellos tienen muchos problemas con respecto al descuido personal. Además de eso, más hombres tienden al suicidio que las mujeres, en fin, son muchos problemas peculiares para los hombres».

Renato evaluó que eso sucede porque el hombre está quemando etapas en su vida. «Vemos hombres que nacen, se vuelven niños y de niños saltan a viejos, sin que nunca se hayan vuelto hombres. Ellos no tienen la fase de madurez, no tienen la fase de desarrollo, no tienen la fase de crecimiento, ni la fase de responsabilidad. La adolescencia de hoy parece que dura hasta los treinta y tantos años, y dentro de poco tendrá el cabello blanco. Fue de niño a anciano y nunca se volvió un hombre», analizó.

El gran problema es que esa postura equivocada tiene reflejos directos en la vida del hombre, en su trabajo, en su matrimonio, en la relación con su esposa, con los hijos y con la familia. Por no notar eso, es claro que se vuelve más fácil reclamar y no hacer nada. Muchos solo notan esto cuando ya es demasiado tarde y ven que el tiempo pasó, no evolucionaron en la carrera, perdieron el matrimonio, la salud está debilitada y son obligados a volver a vivir con sus padres. Un retroceso desastroso.

Para Renato, es necesario reconocer que todo cambia, incluso para los que están detenidos: «usted no permanece igual, no estoy igual, nadie está igual. Todos están en cambio constante, para mejor o para peor. Nada ni nadie es estático. Todo está cambiando constantemente y si usted no está cambiando para mejor, está cambiando para peor. Si no mejora como hombre, empeora», alertó.

En esta encrucijada, es necesario elegir qué rumbo tomar y elegir, según Renato, entre la inercia y la acción. La última alternativa requiere que usted tome para sí mismo las redes de su vida. Esa búsqueda por mejorar también es espiritual. «Y no os adaptéis a este mundo, sino transformaos mediante la renovación de vuestra mente, para que verifiquéis cuál es la voluntad de Dios» (Romanos 12:2).

Si quieres ser un hombre mejor, empieza dando el primer paso en dirección a Dios. Él puede inspirarte de manera inteligente a concretar ese objetivo. Con base en Su Palabra, el hombre es capaz de todo, incluso, delante de todas las expectativas contrarias, de desarrollar tus capacidades y mejorar. Para Dios nada es imposible.

  • mente de Cristo
    La mente de Cristo

Ofrenda Online

Desigualdad, hambre y lodo: una realidad en Saltillo


comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/que-falta-para-ser-mejor/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games
A %d blogueros les gusta esto: