Dar todo por la vida… ¿y por el alma?

Dar todo por la vida… ¿y por el alma?

Por Departamento Web 2

Cuando una persona se enfrenta a una situación de vida o muerte, por ejemplo, un desastre natural, un robo o asalto, deja todo lo que posee con tal de salvar su vida. Pues sabe que esta vale más que sus bienes materiales.

Entonces, «si para salvar su vida terrenal es capaz de todo, ¿qué es lo que está dispuesta a hacer por su vida eterna?», preguntó el obispo Franklin Sanches durante el Santo Culto del pasado 15 de agosto.

El cuerpo terrenal se va a acabar, pero el alma es eterna. El obispo dijo que muchos no están dispuestos a sacrificar lo que les hace estar lejos de la eternidad. «Tal vez se pregunta por qué no recibe al Espíritu Santo en su vida. Es porque necesita despojarse de algo. Esa es la única forma de obtener la cosa más preciosa que existe, la presencia de Dios», explicó. Para muchos es difícil entender el valor de su alma, que la muerte llega en cualquier momento y que tenemos que estar preparados. No aferrados a nada ni nadie.

«Entonces Jesús dijo a sus discípulos: Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, tome su cruz y sígame» (Mateo 16:24).

Seguir a Jesús no es imposición ni obligación, sino ser conscientes de que solo Él es Salvador. También inteligentes, saber que la vida dura poco y que lo que Jesús ofrece es eterno.

Quienes quieren ir hacia Jesús necesitan sacrificarse. Esto implica renunciar a las cosas que el corazón quiere como el odio y la venganza. «Él dijo: “Perdónanos nuestras deudas, como también nosotros hemos perdonado a nuestros deudores”, es complicado, pero si quiero seguirlo, entonces dejaré lo que me lo impida», explicó.

Cuando Jesús dice: «tome su cruz», no se refiere a que debe vivir resignado a los problemas, no es la «cruz que le tocó vivir». Sino que este sufrimiento es por causa, tal vez, de la familia, amistades o situaciones que atraviesa a causa de su fe.

«Porque el que quiera salvar su vida, la perderá; pero el que pierda su vida por causa de mí, la hallará. Pues ¿qué provecho obtendrá un hombre si gana el mundo entero, pero pierde su alma? O ¿qué dará un hombre a cambio de su alma?» (Mateo 16:25).

«No sirve de nada conquistar todo si perdí la salvación. Nada vale más que su alma», dijo el obispo. El Señor Jesús descendió de Su trono, vino al mundo y murió en la cruz para pagar por la salvación de su alma. Así de importante es su valor.

Si usted quiere ser salvo no puede estar atado a nada, no deje que nadie lo separe de Dios pues solo tenemos una oportunidad. «¿Usted disfrutará de esta vida y perderá la eterna o sacrificará esta para disfrutar de la salvación?», concluyó.

Lee también: No deje que su corazón le domine

  • 5 profecías
    La realidad que no se ve

Ofrenda Online

El reflejo de la gran destrucción económica


comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/dar-todo-por-la-vida-y-por-el-alma/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games
A %d blogueros les gusta esto: