La Carpintería, la profesión del Señor Jesús en la Tierra

Por Departamento Web

La especialidad profesional del Señor Jesús era muy importante en los tiempos bíblicos, cuando era común que los hijos heredaran la profesión de los padres. Él, que humildemente nació entre los hombres, aceptaba con dedicación y habilidad su trabajo cotidiano.

La Biblia cita la profesión no solo con respecto al Mesías, sino también cuando habla de la construcción del Templo de Salomón e incluso antes, cuando Dios le mostró a Moisés los detalles del proyecto del Tabernáculo, con la estructura y mobiliario de acacia (la madera más encontrada en las cercanías de aquellos desiertos). Regresando aún más, en Génesis, Noé también tuvo que dominar este arte para construir el arca con el cual enfrentó el diluvio.

Con frecuencia, los propios carpinteros extraían de la naturaleza la madera necesaria, derribando los árboles. Después, se volvió más común que la adquirieran de terceros, a lo largo de la transición de la vida nómada a la agraria y, como resultado, hacia la urbana.

Generalmente, los talleres estaban en la propia casa del carpintero, que, de acuerdo con el tamaño de la empresa, podía tener empleados o recibir la ayuda de parientes (así como José y el Señor Jesús). Gran parte de lo que los carpinteros hacían era importante para cualquier familia, rica o pobre. Más allá de las estructuras más sólidas e incluso de las antiguas tiendas, producían y suministraban objetos como muebles, carretas, carruajes, ruedas, estacas, herramientas agrícolas (coyundas, arados, tridentes, rastrillos, etc.) y utensilios domésticos (como muebles, baúles, cuencos, vasos moldeados, cubiertos y palas).

Herramientas

La madera era aprovechada de acuerdo con la necesidad (vigas, listones y tablas). Las formas deseadas se lograban con la ayuda de herramientas rústicas como la cuña, semejante a un hacha pequeña, para esculpir la madera quitando pequeñas virutas. Los leños también podían ser cortados a lo largo, con sierras primitivas. Los terminados más lisos se lograban con la ayuda de los cepillos.

Las primeras hachas de metal estaban hechas de bronce, por su rigidez, y más tarde de hierro, atados a un mango de madera —lo cual necesitaba de mucha habilidad para que no se soltara y provocara accidentes (Deuteronomio 19:5). Las herramientas eran caras y era necesario tener mucho cuidado para no perderlas o dañarlas (2 Reyes 6:1-5).

Desde el inicio, los dientes de las sierras, usadas en los tiempos bíblicos, estaban hechos de piedra de pedernal (de gran rigidez, como las de encendedores o de antiguos fusiles, que liberan chispas al hacer fricción con el metal), mellados, atados a un pedazo de madera, y producían un corte más tosco, rústico. Con el dominio del metal, las sierras empezaron a tener dientes más precisos, para cortes más elaborados. Isaías cita otras herramientas comunes en el oficio (44:13): regla, almagre, cepillos, compás.

Famosos expertos

La habilidad de los carpinteros de Tiro, ciudad famosa por la construcción naval con tecnología de punta en aquella época, era bastante conocida. Fueron ellos los que ayudaron en la construcción del primer templo (1 Crónicas 14). Más allá de la parte estructural, dominaban el arte de las decoraciones y detalles como la instalación de paneles, ebanistería y recubrimientos de calidad envidiable. En esa ocasión, les transmitieron bastante de sus conocimientos a los judíos.

Curiosamente, el carpintero más famoso de la historia fue sacrificado con la ayuda de un objeto producido por la carpintería. El Señor Jesús dio Su vida para salvar a toda la humanidad clavado en una fuerte y pesada cruz de madera.

  • comunidades
    Personas en situación de pobreza reciben orientación espiritual, alimentos, ropa, entre otros servicios

Ofrenda Online

30 de enero: Gran distribución gratuita del Aceite Sagrado

comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/la-carpinteria-la-profesion-del-senor-jesus-en-la-tierra/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games
A %d blogueros les gusta esto: