«Derramé muchas lágrimas por los vicios de mis padres»

«Derramé muchas lágrimas por los vicios de mis padres»

Por Departamento Web 2

«Mis padres eran violentos a causa de su adicción al alcohol y el cigarro. En ocasiones, llegaban a golpearse hasta sangrar y, estando en esa situación, no se preocupaban si mis hermanos o yo los veíamos. Ellos solo se enfocaban en lo que sentían a través del alcoholismo.

A causa de eso, derramé demasiadas lágrimas. No le contaba a nadie, ni a mis padres, eran lágrimas internas. De hecho pensaba en suicidarme porque no quería la misma vida que ellos.

Al pasar el tiempo, vino más la ansiedad de quitarme la vida, porque veía que la situación en casa no mejoraba. Mi padre muchas veces no llegaba y mi mamá se iba a emborracharse, dejándonos encerrados y sin comer.

Siendo yo la mayor de mis hermanos, me encargaba de ellos. Eso para mí era frustrante porque tenía que ser buen ejemplo, pero detrás de eso sufría mucho. Dentro de mí estaba la indignación de querer que mis padres me escucharan, pero no lo hacían por querer “salir” de su problema a través de una adicción.

No obstante, hoy en día las cosas cambiaron. Participando domingo a domingo en la Universal, el Señor Jesús transformó mis lágrimas. Ahora puedo decir que soy muy feliz con mis padres y hermanos. Incluso veo un ejemplo en mi papá por como trata cariñosamente a mi mamá.

Estamos felices: sin vicios, depresión ni golpes. Todo es gracias a Dios. Solamente colocando mi fe en el Dios vivo, mi vida cambió. En ese momento buscaba muchas soluciones, pero solo las encontré con el Señor Jesús.» -Mariana López

Levantaremos un clamor por los que lloran

Es por eso que, en el Templo de los Milagros y en todas las Universal, se llevará a cabo el Clamor por los que Lloran, que tendrá lugar en la víspera del Día de las Madres, el domingo 9 de mayo, haciendo referencia al pasaje bíblico anterior.

Quizás, has llorado por alguna razón. A lo mejor eres la madre que llora por su hijo, la esposa que llora por su marido, el trabajador que no tiene manera de obtener el sustento para su familia, la persona que ha recibido un diagnóstico médico negativo. Y esta o estas situaciones te han dejado sin vida, sin esperanza.

No importa cuál sea tu problema, ese día, el Señor Jesús detendrá el entierro. Lo que ya estaba perdido, sin salida, por medio de tu fe lo resucitará, como sucedió con Mariana.

Así que no te pierdas esta oportunidad y prepárate para este gran día. Además, participa en la bendición de los padres a sus hijos. Para ese día, trae a tus hijos para que reciban la bendición familiar, y no olvides llevar tu frasquito en forma de cruz rellenado con aceite de oliva para recibir la gota del Aceite Sagrado.

Acude el 9 de mayo al Templo de los Milagros, en Av. Revolución, núm. 253, col. Tacubaya, CDMX. Los horarios son 7:30 a. m., 9:30 a. m., 12 p. m., 4 p. m. y 6 p. m.

Consulta los nuevos horarios de las reuniones u oraciones de domingo, o bien, consulta en la Universal más cercana a tu domicilio para mayores informes.

  • su alma
    Si muere… ¿a dónde va su alma?

Ofrenda Online

El reflejo de la gran destrucción económica


comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/derrame-muchas-lagrimas-por-los-vicios-de-mis-padres/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games
A %d blogueros les gusta esto: