Una vida que el mal destruyó… ¿se puede transformar?

Una vida que el mal destruyó… ¿se puede transformar?

Por Social Media

La Biblia nos explica que debido a la rebelión contra Dios, satanás fue expulsado del Cielo con la tercera parte de los ángeles. Desde entonces, vagan en la Tierra buscando personas en las que puedan llevar a cabo sus obras: enfermedades, pleitos en la familia, adicciones, tormentos espirituales, depresión, suicidio, violencia, miseria… por mencionar algunas.

En la Gran Sesión de Descarga Espiritual, realizada los viernes en el Centro de Ayuda Universal, gran cantidad de personas, que hoy experimentan un cambio de vida a través del poder de la fe, cuentan que al inicio todo parecía estar bien y con quienes les rodean, pero de forma inesperada, empezaron a decaer en todos los sentidos hasta encontrarse en una situación que parecía no tener salida.

Con base en la Palabra de Dios, entendieron que por detrás de ese sufrimiento había un mal ocasionándolo y lucharon, respaldados por Dios, para vencerlos. Ninguno de ellos se jacta diciendo que tal proceso fue sencillo, sino que expresan que por más difícil que fuera la situación, Él siempre los alentó y, sobre todo, los limpió de todos los estragos del mal. Por eso, hoy son un caso de éxito.

Tal vez, ahora no tienes nada bueno que contar, pero Dios quiere que cada aspecto de tu vida resplandezca y Él tiene el poder para hacerlo. Para ello es necesario una entrega sincera y completa de tu parte, pues de esta forma lograrás ser limpio de todo lo que hasta hoy te ha hecho sufrir. En Su Palabra está escrito:

“… y se transfiguró delante de ellos. Y sus vestidos se volvieron resplandecientes, muy blancos, como la nieve, tanto que ningún lavador en la tierra los puede hacer tan blancos” (Marcos 9:2-3).

Date la oportunidad de participar los viernes, en cualquiera de los cuatro horarios, en el Centro de Ayuda Universal más cercano a tu domicilio, especialmente en el Santuario de la Fe ubicado en Av. Revolución núm. 253, Col. Tacubaya.

No olvides traer una prenda de ropa blanca tuya o de un familiar para que sea consagrada.

 

“Un infierno era lo que vivía”

 

Jesús Nolasco

Pasé serios problemas con mi esposa que hicieron que mi vida se quebrara. Aunque llegué a la Universal por ella, yo era muy indiferente porque pedimos ayuda en muchos lados y no nos la brindaron.

Era un infierno, ella tomaba medicamentos controlados, incluso dosis más altas de lo recomendado. Hubo un momento en que pensó en el suicidio y también nos distanciamos, al ser testigos de eso, mis hijos se alejaban de nosotros.

Las noches, en lugar de descansar, se convertían en lo peor del día: padecía insomnio y ansiedad, la temperatura corporal le subía demasiado, los doctores no daban con la verdadera causa de esos padecimientos.

Ver a mi esposa en ese estado me provocaba ansiedad y depresión.

Las reuniones de liberación fue lo que nos ayudó a salir de la oscuridad. Con el tiempo, mi esposa obtuvo paz y se recuperó por completo de todo.

La angustia que sentía por verla mal se disipó. Si ella está bien, yo lo estoy.

Al usar la fe, mi matrimonio se restauró y mis hijos regresaron para ahora sí ser la familia que siempre quisimos”.

 

Tal vez te interese: ¿Por qué Dios permite tanto sufrimiento?

 

 

  • paz

Ofrenda Online

¡Conéctate con nosotros!

comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/una-vida-que-el-mal-destruyo-se-puede-transformar/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games