Él le llama para ser siervo

Él le llama para ser siervo

Por Departamento Web

Muchos cristianos, tan pronto se bautizan en las aguas y logran un encuentro con Dios, tienen el deseo de servirlo en Su Obra. Pero ¿acaso todos los que tienen esa intención son considerados Sus siervos?

Ser siervo de Dios no significa tener solo una posición jerárquica en la iglesia, ser líder de algún grupo o colaborar con los gastos de la institución. Lo que señala la servidumbre fiel a Dios son los resultados que el siervo presenta durante su caminata en la fe.

El obispo Ronaldo Carneiro, responsable de los obreros en la parte este de São Paulo, explica que “el árbol es conocido por sus frutos. Entonces, el verdadero siervo muestra los frutos del Reino de Dios, que están en el amor por las almas y también en las cosas de la Obra de Dios”.

Una característica importante del siervo es el temor, que teme a Dios. “Es el respeto al Señor, teniendo placer en hacer lo mejor para Él”, afirma el obispo.

Si el siervo tiene placer en servir, entonces, no actúe para satisfacer sus intereses personales. “Él sirve, independientemente si el hombre reconoce o no lo que él hace, porque lo más importante para él es dar un buen testimonio para que los demás discípulos sean formados”, aclara el obispo.

Es a partir de esas características que recordamos el carácter del Señor Jesús. Él dejó el mayor ejemplo de humildad en servir cuando reunió a sus doce apóstoles, antes de Su sacrificio en la cruz, y lavó los pies de todos antes de cenar.

Después de haber hecho eso, Él dijo: “Pues si yo, el Señor y el Maestro, he lavado vuestros pies, vosotros también debéis lavaros los pies los unos a los otros. Porque ejemplo os he dado, para que como yo os he hecho, vosotros también hagáis. De cierto, de cierto os digo: El siervo no es mayor que su señor, ni el enviado es mayor que el que le envió” (Juan 13:14-16).

La disposición de Dios

El profeta Samuel era un ejemplo de siervo que agradaba a Dios. Desde pequeño, fue entregado por su madre al sacerdote Eli para trabajar en la Obra del Señor. Sin embargo, a causa de su excelencia en servir, Dios lo capacitó para volverse líder de Israel. Él era reconocido por el pueblo, sin embargo no se la pasaba buscando su propia gloria, sino la del Señor.

La Biblia dice que, en cierta ocasión, Samuel se acostó y escuchó a alguien llamarlo. Rápidamente, corrió para atender a Elí. A la tercera vez que oyó la misma voz entendió que era Dios quien hablaba con él. Entonces, respondió: “Habla, porque Tu siervo oye” (1 Samuel 3:2-10).

Así como hizo Samuel, el siervo bueno y fiel oye y obedece con la intención de conocer la voluntad de Dios y aplicarla en su vida. Sucede que muchos cristianos se empeñan en hacer las cosas de Dios solo para lograr recompensas, en lugar de estar a disposición del Señor. Actuando de esa forma, muchos de los que empiezan a hacer la obra de Dios posteriormente se desaniman en la fe.

“La persona que sirve solo para tener beneficios no pasa de un siervo automático, que no nació de Dios. Él no sirve con toda su fuerza, toda su alma, todo su corazón. Entonces, después se relaja y realmente no se vuelve un amigo del Señor”, dijo el obispo.

Velada del Primer Amor

Si usted se considera un siervo de Dios, el 1.° de marzo, viernes, participe en la Velada del Primer Amor. Esta se realizará en todos los Centros de Ayuda Universal, busque la sede más cercana a usted en la agenda de direcciones.

  • librito abierto
    ¿Sabes qué es el librito abierto mencionado en Apocalipsis?

Ofrenda Online

comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/el-le-llama-para-ser-siervo/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Abrir WhatsApp
💬 ¿Deseas hablar con un Pastor?
Pastor Online
Hola 🧑🏻‍💻 Dios te bendiga.

Envíenos un mensaje a nuestro WhatsApp, y vamos a brindar toda la atención que necesites👏🏻.