Tales padres, ¿tales hijos?

Tales padres, ¿tales hijos?

Por Social Media

La ciencia cree más en la posibilidad de que los hijos hereden la enfermedad de los padres. Incluso, diversas investigaciones, como la del Instituto de Ciencias Biomédicas de la UFMG, indican que los vicios pueden ir de generación en generación.

Asimismo, de nuestra vista no se esconden los casos de muertes trágicas hereditarias, como el de la familia Kennedy; o bien, la innumerable cifra de padres divorciados cuya historia se repitió en sus hijos.

Algunos creerán que se debe al famoso dicho popular “De tal palo, tal astilla”. Sin embargo, por su parte, la Biblia menciona algo similar dejando claro que, hoy en día, la hereditariedad está cada vez más presente en la sociedad: “He aquí, todo el que usa de refranes te aplicará a ti el refrán que dice: Cual la madre, tal la hija. Hija eres tú de tu madre, que desechó a su marido y a sus hijos; y hermana eres tú de tus hermanas, que desecharon a sus maridos y a sus hijos; vuestra madre fue hetea, y vuestro padre amorreo” (Ezequiel 16:44-45).

Por esta razón, los viernes en todos los Centros de Ayuda Universal del país, se realiza un clamor con el propósito de darle fin a cualquier maldición hereditaria que esté presente en la vida de los presentes, que también acompañó a sus ancestros, pero desean que no alcancen a ellos ni a sus seres queridos hoy en día.

Si este es tu caso, date la oportunidad de participar. ¡Te esperamos!


Llevaron la prenda blanca de un familiar y esto les sucedió…

“Los viernes, he traído una prenda de vestir blanca de mi esposo para que sea consagrada y he visto resultados. Antes de hacerlo, él se molestaba mucho y era demasiado grosero conmigo, pero desde que he estado orando por ambos, su carácter y nuestra relación ha cambiado: me trata bien, me ama y me comprende. ¡Está distinto!”, Adriana Hernández.

“A raíz de una separación sentimental, el carácter de mi hija cambió para mal: se hizo muy agresiva y tenía altos y bajos en su ánimo. Me enteré que si traía una prenda de vestir blanca suya para que fuera consagrada, por la fe, Dios la restauraría. Lo hice y fui notando progreso en ella, pues ahora su forma de ser es buena y está irreconocible”, Yolanda Leyva.

Sigue leyendo: Tragedia en una catedral de Campinas, Brasil: ¿qué está detrás de la actitud del asesino?

  • consumir cristal
    Solamente es superada, en número de adictos, por el alcohol

Ofrenda Online


comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/tales-padres-tales-hijos/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games
A %d blogueros les gusta esto: