Resucitan los que oyen y practican la Palabra

Resucitan los que oyen y practican la Palabra

Por Departamento Web 2

Está escrito: «La mano del Señor vino sobre mí, y me sacó en el Espíritu del Señor, y me puso en medio del valle que estaba lleno de huesos.» (Ezequiel 37:1). Ezequiel era un hombre lleno del Espíritu Santo y el Propio Dios lo sacó del lugar en donde estaba y lo puso en un valle de huesos secos, en donde continuó sirviendo a Dios.

Aquellos huesos secos se transformarían, mediante la Palabra de Dios, en un gran ejército de personas del Espíritu Santo. Dios le dijo a Su profeta: «Profetiza sobre estos huesos, y diles: «Huesos secos, oíd la Palabra del Señor.» (Ezequiel 37:4).

Esto significa que Dios nos lleva a un lugar de dificultades para transformar la situación y que las personas que están viviendo en los límites del infierno pueden ser resucitadas y recibir el Espíritu para ser usadas por Él. Eso fue lo que Dios hizo con Su Hijo, Jesús. Él lo sacó de Su trono y Lo puso en medio de pecadores, en el valle de los huesos secos, en donde Él enseñó, predicó, resucitó y murió para salvarnos.

Tal vez usted también es un saco de huesos secos, pero Dios es poderoso para hacer de usted una persona con una vida digna de la gloria de Él.

Dios le da el derecho de vivir para que usted pueda ser útil en Sus manos. Ese es el deseo del Padre. Por lo tanto, si hasta los huesos secos escucharon la Voz de Dios, ¿por qué no hacer lo mismo? Si quiere salir de esa situación, escuche y practique la Palabra de Dios.

  • 5 profecías
    La realidad que no se ve

Ofrenda Online

El reflejo de la gran destrucción económica


comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/resucitan-los-que-oyen-y-practican-la-palabra-2/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games
A %d blogueros les gusta esto: