La COVID-19 agudiza pobreza de jornaleras en Colima

La COVID-19 agudiza pobreza de jornaleras en Colima

Por Departamento Web 2

La localidad de La Estancia, en Colima, es una comunidad marginada situada cerca de la región Costa del Pacífico Central. En este lugar habita un grupo de mujeres jornaleras. Ellas se dedican a recolectar tomatillo en el campo bajo los rayos del sol y, aunque trabajan amplias jornadas, sufren una vida de carencias. Además, en entrevista con la Universal, aseguraron que padecen por la sequía y la falta de agua potable.

Un ejemplo de esfuerzo y sacrificio en La Estancia es Carla. Una joven jornalera que diariamente, desde las 6 de la mañana, cumple largos turnos de recolección en el campo: «Como andamos agachadas se nos cansa mucho la espalda. A veces nosotros tenemos que cargar las arpillas. Hay días en los que nos vamos al corte de chile y llegamos tarde, como a la 1 de la mañana».

Pese a su extenuante labor, en ocasiones no logra reunir el ingreso suficiente para que toda su familia pueda llevarse un alimento a la boca: «Tengo a mi hermana chiquita y a veces no alcanza para comer ahí en la casa. Son muchos niños chiquitos y a veces no nos alcanza para darles de comer», explicó.

La pandemia agravó la situación

Los bajos sueldos han disminuido todavía más con la llegada de la COVID-19. Por la crisis, en el sector agrícola muchas mujeres perdieron sus empleos y tienen que buscar otra fuente de trabajo. Como en el caso de María quien ahora vende donas que ella misma produce, pero las ventas son escasas y no es suficiente para sobrevivir.

También puedes leer: La pobreza se apodera de este Pueblo Mágico

«Ha sido difícil, más cuando tienes hijos y están chicos. Ellos no saben si hay o no hay. Lo único que nos queda es llorar y pedirle a Dios que nos ayude a salir adelante», señaló María.

Una visita inesperada

Ante un escenario como este, el grupo UniSocial no se quedó de brazos cruzados y viajó hasta La Estancia en un camino de más de 11 horas. Al llegar, los voluntarios de la Universal repartieron bolsas con alimentos no perecederos, así como agua para las familias de esta comunidad.

Con anhelo los habitantes recibieron la ayuda y mostraron su agradecimiento:

«Es una bendición para nosotros lo que ha llegado, por lo menos nos va a quitar el hambre y vamos a estar más relajados», expresó María en la entrevista con la Universal.

«Estoy sin trabajo ahorita y oí sobre la ayuda que estaban dando. Al recibirla dan ganas hasta de llorar», dijo un habitante.

Los voluntarios también visitaron los campos en donde laboran las jornaleras, para entregarles un poco de sustento. En nombre de sus compañeras, Carla agradeció la ayuda de las personas que aportan con sus donativos: «Muchas gracias, nos hará bien esta despensa».

Una noble labor

Como parte del apoyo a la comunidad, se presentó la brigada de salud, en donde Hai Dhoeni González es una enfermera voluntaria: «Estoy haciendo la toma de presión arterial, orientando a las personas en cuanto a salud. Me nace venir a apoyarlos, porque es ofrecer un poquito de lo que sé».

Además de los servicios de salud, los habitantes pudieron acceder a cortes de pelo y obsequios para los niños.

Contento, otro de los residentes dirigió unas palabras a los que hacen posible esta visita: «Es poca la gente que nos apoya así y ustedes nos están apoyando gracias a Dios. Y me da mucha, mucha alegría».

Si nació en ti el deseo de ayudar…

El proyecto UniSocial está conformado por un grupo de personas que tienen el mismo objetivo: extender una mano a quienes más necesitan. Brindándoles momentos de confort, alegría y esperanza.

La ayuda brindada es posible gracias a quienes apoyan con sus donativos voluntarios.

Si deseas ser parte de este proyecto, puedes llevar alimentos no perecederos, kits de higiene personal, ropa y cobijas en la Universal más cercana a ti.

Es posible realizar tu donativo de forma digital o llamando al 55 5574 3266 para solicitar más información.

Para conocer más sobre este trabajo, te invitamos a visitar nuestro canal de YouTube.

(*) La Universal agradece la colaboración de todas las personas que hacen posible esta labor social con sus donativos voluntarios. Así como a las autoridades y a todos aquellos que nos brindan las facilidades para llevar a cabo este trabajo.

  • selfies
    Los peligros de las selfies «sexis»

Ofrenda Online

Desigualdad, hambre y lodo: una realidad en Saltillo


comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/la-covid-19-agudiza-pobreza-de-jornaleras-en-colima/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games
A %d blogueros les gusta esto: