Halloween: hay algo que los padres necesitan saber

Halloween: hay algo que los padres necesitan saber

Por Departamento Web 2

El 31 de octubre hay niños que participarán en la festividad

Sutilmente, los espíritus malignos siempre procuran medios para poder influenciar las costumbres de nuestra sociedad.

Con la intención de distanciar a la humanidad cada vez más del Creador, ellos incentivan ideas que se oponen a las orientaciones bíblicas.

Una de esas influencias es el Halloween, recordado cada 31 de octubre.

¿De dónde viene el Halloween?

Esta fiesta es inspirada en una tradición del pueblo celta, que vivía al norte de Reino Unido, en el continente europeo, alrededor del siglo V antes de Cristo.

En la noche del 31 de octubre, ellos celebraban la fiesta de Samhaim. Durante este evento, los celtas creían que los mundos de los muertos y de los vivos se unían, por eso había sacrificio de animales y una hoguera era encendida en homenaje a los muertos.

Pero, la relación de la celebración actual con la oscuridad no termina ahí. La expresión Halloween proviene de All hallows eve (“Víspera de todos los santos”, traducción del inglés).

Además de eso, la calabaza con una vela encendida, los murciélagos, las brujas, los disfraces usados por los niños se relacionan con el mal. Esos elementos no fueron escogidos al azar, en realidad, tienen un significado.

Es decir, no hay manera de hablar del Halloween sin hacer referencia a la acción de los espíritus malignos en la vida de las personas.

“Además, no andéis en las costumbres de la nación que Yo echaré de delante de vosotros; porque ellos hicieron todas estas cosas, yo los aborrecí.” (Levítico 20:23).

En otras palabras, el Altísimo advierte sobre dos problemas. El primero es que Él nos desea una vida diferente de la que el mundo afirma ser “normal”. En segundo lugar, Dios “aborreció» a aquellos que desobedecieron Sus orientaciones. Y vemos esos dos escenarios siendo repetidos en los días actuales.

Solo tenemos una elección

No es posible, al mismo tiempo, agradar a Dios y al diablo. Pues son dos tipos de vida completamente diferentes.

Por lo tanto, al hacer la voluntad del mal, automáticamente desagradamos la voluntad del Señor.

Tal como el apóstol Juan lo señaló en una de sus cartas: “Si decimos que tenemos comunión con Él, y andamos en tinieblas, mentimos, y no practicamos la verdad…” (1 Juan 1:6).

Por lo tanto, no hay manera de seguir al Señor Jesús y mantener las costumbres enseñadas por este mundo.

  • hijas
    Godllywood Autoayuda: una enseñanza de padre para hijas

Ofrenda Online


comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/halloween-hay-algo-que-los-padres-necesitan-saber/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games
A %d blogueros les gusta esto: