Dios no cambia

Dios no cambia

Por Departamento Web 2

«No me eches de tu presencia, y no quites de mí tu santo Espíritu. Restitúyeme el gozo de tu salvación, y sostenme con un espíritu de poder.» (Salmos 51:11-12).

Cuando pecó, David oró arrepentido e imploró la presencia de Dios y Su amistad nuevamente. Sin el Espíritu Santo no podemos vivir, ser salvos o ayudar a otras personas. Dios es el mismo y Él está listo para perdonar a los arrepentidos. Él no solo quiere la amistad de aquellos que Lo buscan con todo su corazón, sino que también desea vivir dentro de ellos.

Por Ester Bezerra

  • Vida a Colores

Ofrenda Online

¡Conéctate con nosotros!

comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/dios-no-cambia/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]