¿Cuál es la mayor fuente de contaminación?

¿Cuál es la mayor fuente de contaminación?

Por Social Media

Esta puede estar más cerca de lo que imaginas

Cuando se piensa en contaminación, de inmediato uno se imagina gérmenes, virus, enfermedades terribles. Para evitarlos, se tiene cuidado con la higiene. Pero, el Señor Jesús habló de un tipo de contaminación mucho más nociva, de la cual todos nosotros estamos vulnerables, tanto en ser contaminados como en contaminar.

Esta lección, el Maestro la dejó en el momento en que algunos escribas y fariseos —personas muy preocupadas por las tradiciones— se acercaron a Él, cuestionando la razón por la que Sus discípulos no se lavaron las manos al comer.

Jesús les respondió, cuestionando: ¿por qué ellos —los fariseos y escribas— a causa de sus tradiciones transgredían el mandamiento de Dios? Y los llamó hipócritas (falsos).

Entonces, volviéndose a la multitud, el Mesías explicó lo que, de hecho, contaminaba a las personas.

Corazón contaminado

El obispo Edir Macedo explica que el Señor Jesús dejó claro cuán inútiles eran las tradiciones. «A final de cuentas, ¿de qué sirve lavarse las manos (un acto externo), si el corazón (el interior) está repleto de suciedad?», enfatiza.

Él incluso aclara que por las palabras dichas por una persona es posible saber el estado en el que se encuentra el corazón de cada uno. Y que, por esa razón, el Señor Jesús nos alerta que nuestras palabras nos van a justificar o condenar.

«El hombre bueno, del buen tesoro del corazón saca buenas cosas; y el hombre malo, del mal tesoro saca malas cosas. Mas yo os digo que de toda palabra ociosa que hablen los hombres, de ella darán cuenta en el día del juicio. Porque por tus palabras serás justificado, y por tus palabras serás condenado.» (Mateo 12:35-37).

«Antes de que el pecado nazca, primero fue engendrado en la mente de la persona y después se instala en su corazón y en su alma. Ante esto, ella se vuelve injusta y termina contaminando no solo a sí misma con sus palabras y mentiras, sino también a los demás. Nadie que tenga un corazón puro sentirá placer en decir palabras podridas y pecaminosas, y nadie que tenga el corazón contaminado por el pecado hablará lo que es santo y justo», explicó.

Un nuevo corazón

Cuando el Espíritu Santo habita en una persona, Él engendra en ella un nuevo corazón, y la ayuda a mantenerse apartada de todo lo que puede contaminarlo.

  • falla en redes
    Falla en redes sociales lleva a internautas a creer que es el Apocalipsis

Ofrenda Online


comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/cual-es-la-mayor-fuente-de-contaminacion/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games
A %d blogueros les gusta esto: