Tumores cerebrales: una de las enfermedades más costosas en México

Tumores cerebrales: una de las enfermedades más costosas en México

Por Departamento Web

El Consejo Mexicano de Cirugía Neurológica reporta que, en el país, se dan 30 mil casos nuevos de cáncer cerebral al año. De ellos, aproximadamente, 300 de los pacientes son niños. Además, anualmente se realizan 250 neurocirugías.

Sin embargo, no solo son alarmantes las cifras, lo lamentable es que esta es una de las enfermedades más costosas. Alfredo Quiñones Hinojosa, reconocido neurocirujano de la Clínica Mayo, en Estados Unidos, dio a conocer que, en México, hay pocos centros de especialización en neurocirugía, lo que hace menos accesibles los tratamientos y, por ende, la posibilidad de recuperación.

Además, dijo que es difícil manejar un estándar en cuanto al costo, debido a que cada caso es diferente: algunos requieren cirugía, otros necesitan quimioterapias, depende de cada paciente; sin embargo, mencionó que en Estados Unidos se gasta en promedio un millón de dólares.

Afrontar un problema de salud de esta índole afecta a toda la familia, según el especialista: “el efecto en la calidad de vida es irreversible, es increíblemente fuerte emocional y físicamente, no nada más para el paciente, sino para el resto de la familia”, dijo Quiñones. El especialista también aseveró que no todos los tumores son malignos, pero en ambos casos, la persona queda incapacitada para realizar sus labores por algún tiempo.

 “Cuando me diagnosticaron un tumor cerebral, sentí que era mi fin”

“Empecé con dolores de cabeza que se hicieron más fuertes. Acudí con el médico y, en primera instancia, dijeron que era migraña. Me dieron el tratamiento correspondiente, el cual seguí al pie de la letra; sin embargo, seguía con las molestias.

Al ver que no cesaban, decidieron hacerme una resonancia magnética, esta reveló que tenía un tumor del tamaño de una canica. La noticia fue devastadora, me deprimí porque no entendía por qué me sucedía esto. Tras esta noticia, vino una lucha por mi sobrevivencia. Me realizaron una serie de estudios para ubicar en dónde estaba el tumor, ya que era necesaria una cirugía.

No obstante, el resultado fue poco alentador, la ubicación del tumor era compleja; por lo tanto, la operación era complicada y podía dejarme imposibilitada para trabajar, así que debía decidir: realizar la intervención quirúrgica o someterme a quimioterapias. Me decidí por las quimioterapias, era un proceso fuerte que me dejó sin cabello, bajé de peso, me daban nauseas, mareos y aun así debía trabajar. Pese a esto, no sané. Pensé: ‘morir es lo mejor que puede pasar’. Pero, en la segunda vez que intenté quitarme la vida, un hombre me encontró y me trajo a la Universal. En la reunión, parecía que Dios hablaba conmigo, que me conocía y sabía mi problema.

Al no tener nada que perder, me aventuré a usar la fe y a creer en Su poder. Salí tranquila, con la confianza de que sanaría. Fui fiel a los propósitos de fe, a Su Palabra y no dejé de buscarlo. Hoy puedo compartir con los lectores que estoy sana, que el Señor Jesús fue el único que me devolvió la salud. Para Él no hay caso perdido ni enfermedad incurable cuando se usa la fe”, Elizabeth Bautista.

comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/2019/06/11/tumores-cerebrales-una-de-las-enfermedades-mas-costosas-en-mexico/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games