¡Pierde el miedo a arriesgarte!

¡Pierde el miedo a arriesgarte!

Por Departamento Web

Hoy en día, muchas personas pierden por miedo a arriesgarse o por no tomar una actitud. Para entender un poco más, imagínate a alguien que desea realizar el viaje de sus sueños y nunca falta la oportunidad para que exprese cuánto le gustaría conocer dicho lugar, pero aún no tramita su visa o su pasaporte. Son pequeños/grandes detalles que las distancian cada vez más de sus metas.

En algunos casos, hay quien opta por establecer un margen de seguridad y eso no es incorrecto. “El problema está cuando se esconde en su zona de confort y evita correr riesgos, ¡eso es preocupante! Esperar a tener garantías tangibles de que algo saldrá bien puede hacerle perder tiempo y oportunidades valiosas”, explica J. Edington en su libro 50 secretos para el éxito.

Arriesgarte no significa actuar de forma emocional, puesto que eso podría desencadenar en diversos fracasos, tarde o temprano. “En cambio, arriesgarse motivado por la razón es garantía de éxito. Dos personas pueden hacer exactamente el mismo movimiento de riesgo en el juego de los negocios, pero el resultado va a depender de la motivación interior que les llevo a hacerlo”, añade Edington.

En la Biblia, encontramos varios ejemplos de hombres de fe que se arriesgaron conscientemente y, debido a eso, Dios mostró Su majestad a través de milagros extraordinarios: Abraham, Gedeón, Moisés, David, Elías, Eliseo y, principalmente, el Señor Jesús, quien se arriesgó a dejar Su posición de Hijo de Dios para venir al mundo y morir en favor de la salvación de la humanidad.

Sea por la inexperiencia o por el miedo de volverte a equivocar, quizá no te has arriesgado a implementar esa idea que traes en la mente desde hace tiempo, como independizarte financieramente por medio de un negocio o empresa propia, comprar el auto o la casa de tus sueños, cerrar ese contrato, entre muchas cosas más.
La ayuda de Dios está disponible las 24 horas del día; si Lo buscas, por la fe, encontrarás ese empujoncito que te hacía falta para dar el paso siguiente. Si lo deseas, en la Nación de los Vencedores también se puede orientar sobre temas económicos desde un punto de vista basado en la Palabra de Dios. ¡Acude!

Dios restauró su estabilidad económica

“El alcoholismo provocó que mi economía decayera, tenía problemas en mi trabajo y en el negocio que tenía. Supe de la Universal y de las reuniones en favor de la economía que se realizan, así que no perdí tiempo y vine. Conforme participaba, mi fe fue aumentando y no solo eso, también la puse por obra. Eso repercutió favorablemente en mi economía, pues fui obteniendo los recursos para poner mi negocio, tener gente trabajando para mí, ir al Templo de Salomón en Brasil y obtener la casa que siempre visualicé. ¡Dios me ha hecho una mujer realizada!”, María de los Ángeles.

“Tenía tantos problemas que me aislaba de la gente y me la vivía en bares, esto último repercutió seriamente en mi economía porque los vicios estaban acabando con mi estabilidad. Al saber que Dios podía ayudarme a salir tanto de los vicios como de mi mala racha financiera, no tardé en buscarlo y Él tampoco tardó en realizarlo. Después de un tiempo, fui prosperando al punto de poder comprarme un auto último modelo, un departamento y una camioneta de servicio público. ¡Caminar a lado de Dios es la mejor decisión que he tomado!”, Johnny Pacheco.

Nación de los Vencedores
Lunes en la Av. Revolución 253, Tacubaya 
7am, 10am, 12pm, 4pm, 6pm y 7:30pm.
Para la dirección de otros Centros de Ayuda Universal haga clic aquí.

comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/2019/04/08/pierde-el-miedo-a-arriesgarte/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games