“No tenía para comer y dormía en el piso”

“No tenía para comer y  dormía en el piso”

Por Departamento Web

“Siempre soñé con tener una familia y al conocer a un joven, nos casamos y tuvimos cinco hijos. Pensé que iba a ser feliz solo que pasó lo contrario, era vicioso y grosero conmigo, no teníamos para comer, así que me separé de él.

Ni aun trabajando tenía para pagar la renta, dormía en el suelo usando un costal como cobija, ¡era humillante!

Cuando conocí a otra pareja, si bien no sufrí maltratos, me ignoraba. Poco a poco me enfermé de gastritis crónica y ni los doctores encontraban el medicamento para los dolores fuertes que me daban.

Creí que mi vida no tenía sentido, ‘para qué nací’, pensaba. Quería sentir menos dolor, no sufrir, buscaba una salida y el alcohol fue lo único que en ese momento vi como mi opción para salir del sufrimiento, pero ni así cambiaba nada.

Al conocer la Universal, desde el primer día me sentí tranquila al encontrar la paz que el alcoholismo no me dio. Usando la fe, sané de gastritis y del vicio. Además, vi cambios positivos, tanto la convivencia con mi esposo como con mis hijos es diferente, dialogamos, llegamos a acuerdos… no necesitamos el alcohol para ser felices

Hoy tengo la familia y la economía que siempre soñé. Dios hizo posible que viera la vida con alegría. Él me restauró cuando todo estaba destruido”, María Elena Cervantes.

– – –
Ayuno de los Casos Imposibles
Sábado a las 8am, 10am, 12pm, 3pm y 7pm
– – –

comentarios

[fbcomments url="https://universal.org.mx/2019/03/08/no-tenia-para-comer-y-dormia-en-el-piso/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games